El sondaje vesical consiste en introducir una sonda (tubo flexible) dentro de la vejiga, para facilitar la salida de la orina retenida por diferentes causas, siendo recogida en una bolsa. Puede ser utilizado con fines terapéuticos, para aplicar una medicación, o con fines diagnósticos, como introducir un contraste para la realización de radiografías.

Fuente: Portal Sanitario Asepeyo

Última modificación:24 enero, 2018